El rey ha muerto. Viva el rey

He semi-jubilado mi anterior portátil, dijkstra. El pobre pasaba más calor que yo, y a 80º le daba por apagarse, oiga. Ahora sirve como máquina de trasteo, pues sorprendentemente con Linux aguanta el tirón, y hasta me compiló Mono y Moonlight desde el SVN sin morir en el intento.

Ahora sirve a la causa un LG R200 Chocolate llamado floyd. Y espero que sirva rápido, pues en este periodo de transición he dejado bastantes cosas pendientes.